¿Qué es la vocación?

La presentación de Jesús

PRESENTACIÓN DE JESÚS EN EL TEMPLO Y
PURIFICACIÓN DE LA VIRGEN MARÍA

                        El 2 de Febrero se celebra la Presentación del Niño Jesús en el Templo y la Purificación de la Virgen María. Se conoce también esta fiesta como “La Candelaria”.

Aunque esta fiesta es principalmente de carácter Cristológico, en ella se conmemora un acontecimiento muy importante en la vida de María: su purificación y la presentación de su hijo al sacerdote en el Templo, en cumplimiento de su obligación de consagrarlo a Dios.

2 de febrero se celebra también el día de la vida consagrada

La vida consagrada, enraizada profundamente en los ejemplos y enseñanzas de Cristo el Señor, es un don de Dios Padre a su Iglesia por medio del Espíritu.       Juan Pablo II

¿Qué es la vocación?

Nuestra plenitud y felicidad depende de cuánto busquemos llevar a cabo el plan de Dios en nuestra vida Vocación significa “llamado”, del latín vocare -que quiere decir llamar- y se refiere a que cuando Dios te creó, también te pensó y te llamó a un estado y condición de vida específicos, a un estilo de vida concreto. La vocación es un misterio de amor de Dios que llama, por amor, a un hombre que debe responder por amor.

a)   La vocación es el llamado que Dios hace a una determinada persona a seguirle.  Este llamado es una predilección amorosa de Dios pues elige a unos cuantos a ayudarle de manera especial en la misión de extender su mensaje hasta el último confín del mundo.

Por lo tanto,  te invitaría a dejar a Dios hablar en tu corazón y que le digas que estás dispuesto a darle lo que Él te pida… pero acércate más a los sacramentos, sobre todo de la Eucaristía y la confesión, para que la voz del Señor se haga más clara y descubras qué es lo que Él te propone.

¡Ánimo! No te arrepentirás nunca de abrir tu corazón a Cristo.

Significa vivir el evangelio del servicio, el evangelio del siervo, cuyo mejor salario es simple y sencillamente servir. Lo que se necesita es el deseo firme e irrevocable de seguir la voluntad de Dios, sea cual sea. No hay nada más bello que el poder decirle sí a Dios

Aunque no podemos saber el plan completo de Dios para nuestras vidas,  lo iremos descubriendo día con día, sí podemos descubrir y buscar el estilo de vida que Dios quiere que vivamos.

A estos estilos de vida les llamamos vocaciones y cada vocación está basada en el amor, del cual Dios es el principal protagonista.

Lamparita b) Vocación a la consagración de la vida a Dios

Esta vocación, que también es una llamada concreta a realizarnos en el amor,  tiene una grandeza muy especial: en vez de entregar todo lo que somos a una familia en especial, lo haremos a toda la gente que nos rodea, a todo el mundo; viviremos para ayudar a todos a ser felices y así ser plenamente feliz.

Implica tener un corazón y una capacidad de amar enorme, así como lograr una plenitud y una recompensa en el Cielo también, enorme.    

 Pasos para saber si hay vocación.

Un sacerdote, acostumbrado a descubrir vocaciones sacerdotales y religiosas, recomienda las siguientes cinco claves para resolver el “misterioso llamado” de Dios:

1. Inteligencia sana, compatible con una fe vigorosa.

2. Salud física y mental.

3. Don de gentes (tener una natural simpatía y gusto por ser sociable).

4. Gusto por las cosas de Dios (querer colaborar con las “cosas del Padre”)

5. La más importante: Ser llamado por Dios.

Y esto sólo se sabe de cara (y de rodillas) al Sagrario.

Cuando una persona decide responder al llamado que Dios le está haciendo de consagrar su vida como religiosa, sacerdote, siempre existirán las grandes “voces de la experiencia”, que tratan de convencerla de “no desperdiciar su vida”.

Debemos estar muy atentos y analizar siempre qué es realmente vivir.  Y vivir es llegar a ser pleno, ser el más feliz, ayudar a los demás en todo lo que se pueda, tomar decisiones trascendentes y seguirlas con la firmeza de una roca, ser el guía de los demás,  ser el mejor amigo de Dios, tenerlo todo.

 Ante una visión de estas, cualquier argumento caerá por tierra.

Algo que no debes olvidar

• Es convertirse en “otro Cristo”.

• Para eso es necesario que Dios conceda la gracia y llame a la vida consagrada.

• Es una vocación concreta. Dios llama con nombre y apellido a alguien,  en algún momento de su vida, para que le respondamos en algún momento determinado.

• No es una vocación para gente extraña.

Todo lo contrario, es para los más amados y cercanos a Nuestro Señor.

• No es una vocación rara de encontrar: estamos ya tan llenos de ruido, de pasiones, de distracciones, que no nos damos chance para escuchar en nuestro interior.

• Se necesita una capacidad inmensa de amar y un corazón donde quepa toda la humanidad

• Pareciera que aceptar la vocación duele, porque se va a perder “lo mejor de la vida”.

 Pero la vida es toda de Dios.

Catholic.net  

Acerca de Sor Purísima

Soy Monja de clausura Concepcionistas Franciscana y Muy feliz.
Esta entrada fue publicada en ¿QUÉ ES LA VOCACIÓN? y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ¿Qué es la vocación?

  1. Blanca dijo:

    “En este día nos hemos reunido aquí, Dios del amor, para alabarte y darte gracias por el don a la Iglesia de la Vida Consagrada que enriquece y alegra a la comunidad cristiana con la multiplicidad de sus carismas, para promover en todo el pueblo de Dios el conocimiento y la estima de la vida consagrada, y finalmente para celebrar en unión y solemnemente las maravillas que el Señor ha realizado en ella, para descubrir con más límpida mirada de fe los rayos de la divina belleza derramados por el Espíritu en su género de vida y para hacer más viva la conciencia de su insustituible misión en la Iglesia y en el mundo. (Cfr. Mensaje de Juan Pablo II a la I Jornada de Vida Consagrada, 1977).”

    Hoy más que nunca hemos de pedir al Señor generosidad en la juventud, para que algunos escuchen su voz, en la que hay una llamada para consagrarle la vida entera a El para dedicarse de distintas formas a vivir para proclamar el Evangelio y ser samaritanos a lo largo y ancho del mundo de distintas maneras, según los carismas recibidos. Bien dedicándose a la oración y alabanza para ser el motor que consiga gracias para que otros hermanos consagrados a la vida activa lleven el mensaje de Amor por todo el mundo: siendo otros Cristo…Enseñando, amando, curando,…..Llevándonos a Dios

    Faltan vocaciones, pero es que en parte ha descendido la natalidad, y por otro lado no se respira ambiente religioso en la sociedad, que se ha materializado, y lo mismo en las familias.

    De todas formas está despertando un florecer vocacional en estilos de vida un tanto tradicionales, hasta nuevas fundaciones, Que el Espíritu Santo mueva los corazones de jóvenes que reúnan condiciones para seguirle….

    Hoy en mi casa recordamos que era la fiesta del pueblo de mi padre: LAS CANDELAS y toda la vida he recordado y repetido ya que él decía que su madre ponía el día de la fiesta del pueblo…”Arroz con leche”….Todo un manjar en aquellos años, recordando que mi padre falleció hace 30 años.
    ¡¡Feliz día de las Candelas Sor Purísima!!
    Un abrazo
    http://www.isladesentimientos.es/

  2. maribelad87 dijo:

    La vida es toda de Dios. Gran verdad
    Un abrazo
    Maribel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s